NP de la OMM sobre la calidad del aire y del agua y hace hincapié en las consecuencias de los incendios forestales.

Publicado

7 Septiembre 2022

Mayor riesgo de “sanción climática” derivada de la contaminación y el cambio climático

El aumento previsto de la frecuencia, la intensidad y la duración de las olas de calor y el incremento conexo del número de incendios forestales en este siglo probablemente empeoren la calidad del aire, lo cual perjudicará la salud humana y los ecosistemas. La interacción entre la contaminación y el cambio climático impondrá una “sanción climática” adicional a cientos de millones de personas, según se desprende de un nuevo informe de la Organización Meteorológica Mundial (OMM).

En el Boletín de la OMM sobre la calidad del aire y el clima, que se publica de forma anual, se da a conocer el estado de la calidad del aire y sus estrechos vínculos con el cambio climático. En el boletín se analiza un conjunto de posibles resultados de la calidad del aire en el marco de escenarios de emisiones de gases de efecto invernadero altas y bajas.

El Boletín de la OMM sobre la calidad del aire y el clima de 2022 se centra especialmente en las consecuencias del humo de los incendios forestales en 2021. Al igual que en 2020, las altas temperaturas y las condiciones meteorológicas secas exacerbaron la propagación de incendios forestales en la zona occidental de América del Norte y Siberia, lo cual se tradujo en un aumento generalizado de los niveles de partículas pequeñas en suspensión (PM2,5), que constituyen un peligro para la salud.

“A medida que se incrementa la temperatura del planeta, se prevé que los incendios forestales y la contaminación atmosférica conexa aumentarán, incluso en un escenario de emisiones bajas. Además de las consecuencias para la salud humana, esta situación también afectará a los ecosistemas, dado que los contaminantes del aire se depositan desde la atmósfera en la superficie de la Tierra”, explicó el profesor Petteri Taalas, Secretario General de la OMM.

“Esto ha sucedido en las olas de calor que se produjeron en Europa y China este año cuando las condiciones estables de la atmósfera superior, la luz solar y la baja velocidad del viento dieron lugar a altos niveles de contaminación”, afirmó el profesor Taalas.

“Esto es un anticipo del futuro, ya que se prevé un mayor aumento de la frecuencia, la intensidad y la duración de las olas de calor, lo cual podría empeorar aún más la calidad del aire, un fenómeno que se denomina “sanción climática”, añadió el profesor.

La “sanción climática” se refiere específicamente al efecto de amplificación del cambio climático en la producción de ozono al nivel del suelo, lo cual tiene un efecto negativo en el aire que respiramos. Las regiones con la sanción climática prevista más fuerte, principalmente en Asia, albergan, aproximadamente, una cuarta parte de la población mundial. El cambio climático podría exacerbar los episodios de contaminación del ozono en superficie, lo que generaría efectos perjudiciales para la salud de cientos de millones de personas.

El Boletín de la OMM sobre la calidad del aire y el clima, el segundo de una serie anual, y la animación conexa sobre la deposición atmosférica se publicaron con anterioridad al Día Internacional del Aire Limpio por un cielo azul, que se celebra el 7 de septiembre. El tema de este año, encabezado por el Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente, es El aire que compartimos, y se centra en el carácter transfronterizo de la contaminación atmosférica, a la vez que subraya la necesidad de adoptar medidas colectivas.

El boletín se basa en las aportaciones de expertos de la red de la Vigilancia de la Atmósfera Global de la OMM, la cual realiza un seguimiento de la calidad del aire y las concentraciones de gases de efecto invernadero y, por ende, puede cuantificar la eficacia de las políticas concebidas para limitar el cambio climático y mejorar la calidad del aire.

La calidad del aire y el clima están interconectados porque las especies químicas que provocan la degradación de la calidad del aire, en general, se emiten de forma conjunta con los gases de efecto invernadero. Por ende, los cambios en uno inevitablemente producen cambios en el otro. La quema de combustibles fósiles (una fuente importante de dióxido de carbono (CO2)) también emite óxido de nitrógeno (NO), que puede reaccionar con la luz solar y dar lugar a la formación de ozono y aerosoles de nitratos.

La calidad del aire, a su vez, afecta a la salud de los ecosistemas mediante la deposición atmosférica, dado que los contaminantes del aire se depositan desde la atmósfera en la superficie de la Tierra. La deposición de nitrógeno, azufre y ozono puede tener un efecto negativo en los servicios provistos por los ecosistemas naturales, por ejemplo, el agua limpia, la biodiversidad y el almacenamiento de carbono, así como incidir en el rendimiento de las cosechas en los sistemas agrícolas.

Incendios forestales en 2021

El Servicio de Vigilancia Atmosférica de Copernicus de la Unión Europea mide las concentraciones mundiales de partículas en suspensión. La inhalación de PM2,5 (es decir, partículas con un diámetro de 2,5 micrómetros o menos) durante períodos prolongados constituye un grave peligro para la salud. Entre las fuentes de dichas partículas se incluyen las emisiones provenientes de la quema de combustibles fósiles, los incendios forestales y el polvo del desierto levantado por el viento.

Los fuertes incendios forestales generaron concentraciones excepcionalmente elevadas de PM2,5 en Siberia, Canadá y el oeste de los Estados Unidos en julio y agosto de 2021. Las concentraciones de PM2,5 en la zona oriental de Siberia alcanzaron niveles nunca observados, y fueron impulsadas principalmente por el aumento de las temperaturas altas y las condiciones secas del suelo.

El total estimado de emisiones anuales en la zona occidental de América del Norte se situó entre los primeros cinco años del período comprendido entre 2003 y 2021, con concentraciones de PM2,5 que superaron ampliamente los límites recomendados por la Organización Mundial de la Salud.

A escala mundial, las observaciones de la superficie incendiada total anual muestran una tendencia descendente durante las dos últimas décadas, como resultado del menor número de incendios en las sabanas y los pastizales (Boletín de la OMM sobre los aerosoles de 2021). No obstante, a escala continental, se han observado tendencias ascendentes en algunas regiones, por ejemplo, algunas partes de la zona occidental de América del Norte, el Amazonas y Australia.

Escenarios futuros

El Sexto Informe de Evaluación del Grupo Intergubernamental de Expertos sobre el Cambio Climático (IPCC) incluye escenarios sobre la evolución de la calidad del aire a medida que la temperatura aumenta en el siglo XXI. En dicho informe se ha evaluado que la probabilidad de que se produzcan incendios forestales catastróficos, como los observados en la región central de Chile en 2017, en Australia en 2019 o en el oeste de los Estados Unidos en 2020 y 2021, aumentará entre un 40 % y un 60 % a finales de este siglo en un escenario de emisiones altas, y entre un 30 % y un 50 % en un escenario de emisiones bajas.

Si las emisiones de gases de efecto invernadero continúan siendo elevadas, y las temperaturas mundiales aumentan 3 °C con respecto a los niveles preindustriales en la segunda mitad del siglo XXI, se prevé que se incrementarán las concentraciones de ozono en superficie en las zonas gravemente contaminadas, especialmente en Asia. Esto abarca un incremento del 20 % en Pakistán, el norte de la India y Bangladesh, y del 10 % en el este de China. La mayor parte del aumento del ozono obedecerá a un incremento de las emisiones provenientes de la quema de combustibles fósiles; sin embargo, alrededor de una quinta parte de este aumento se deberá al cambio climático, lo cual muy probablemente se materializará a través del mayor número de olas de calor, que intensificarán los episodios de contaminación atmosférica. Por lo tanto, es probable que las olas de calor, cada vez más comunes debido al cambio climático, continúen provocando la degradación de la calidad del aire.

Cambios previstos en las concentraciones de ozono en superficie atribuibles únicamente al cambio climático en la última parte del siglo XXI (2055‑2081), si la temperatura media global en superficie aumenta 3 °C por encima de la temperatura media de finales del siglo XIX (1850‑1900).

Un escenario mundial de neutralidad en cuanto a emisiones de carbono limitaría los fenómenos extremos futuros de contaminación del aire por ozono. Ello se debe a que las medidas para mitigar el cambio climático mediante la eliminación de la quema de combustibles fósiles (basados en carbono) también eliminarán la mayoría de las emisiones causadas por el ser humano de gases precursores del ozono (en particular, los óxidos de nitrógeno (NOx), los compuestos orgánicos volátiles y el metano).

Las partículas en suspensión, denominadas comúnmente aerosoles, presentan características complejas, que pueden ejercer un efecto de enfriamiento o de calentamiento de la atmósfera. Las cantidades elevadas de aerosoles, y la consiguiente mala calidad del aire, pueden provocar el enfriamiento de la atmósfera al reflejar la luz solar de vuelta al espacio, o al absorber la luz solar en la atmósfera, de modo tal que nunca llega al suelo.

El IPCC señala que el escenario con bajas emisiones de carbono estará asociado a un calentamiento menor a corto plazo, antes de que la temperatura disminuya. Ello obedece a que primero se sentirán los efectos de la reducción de las partículas de aerosol (es decir, una menor cantidad de luz solar reflejada al espacio), mientras que la estabilización de la temperatura en respuesta a las reducciones de las emisiones de dióxido de carbono llevará más tiempo. No obstante, las emisiones de aerosoles naturales (por ejemplo, el polvo y el humo de los incendios forestales) probablemente aumentarán en un entorno más cálido y seco debido a la desertificación y las sequías, y podrían anular algunos de los efectos de las reducciones de los aerosoles relacionados con las actividades humanas.

Un mundo futuro en un escenario con bajas emisiones de carbono también se beneficiaría de la menor deposición de compuestos de nitrógeno y azufre desde la atmósfera en la superficie de la Tierra, donde pueden perjudicar a los ecosistemas. La respuesta de la calidad del aire y la salud de los ecosistemas a las reducciones de las emisiones futuras propuestas será supervisada por las estaciones de la OMM en todo el mundo, las cuales pueden cuantificar la eficacia de las políticas destinadas a limitar el cambio climático y mejorar la calidad del aire. Por lo tanto, la OMM continuará colaborando con un amplio abanico de asociados, entre los cuales se incluyen la Organización Mundial de la Salud y el Servicio de Vigilancia Atmosférica de Copernicus de la Unión Europea, a fin de vigilar y mitigar los impactos.

La Organización Meteorológica Mundial es el portavoz autorizado
de las Naciones Unidas sobre el tiempo, el clima y el agua

LA SEQUIA EN ESPAÑA

En la página del MITECO se pueden ver los informes y mapas de seguimiento mensuales de 2022 de sequía y escasez.

En el informe de Julio, de 30 de Junio, se establece que un 32,6% del territorio de España se encuentra en una situación de «sequía prolongada». Hugo Morán, el secretario de Estado de Medio Ambiente, ha declarado que la situación de déficit hídrico es «la más grave en los últimos quince años”, porque las altas temperaturas y la ausencia de lluvias han llevado al límite las reservas de nuestros embalses.

Destacar que a principios de agosto del año 2021, la reserva hidrográfica española estaba al 47% de su capacidad total y los embalses almacenaban 26.290 hectómetros cúbicos de agua. Ahora, en la misma fecha del año 2022, el volumen de agua en la reserva hidrográfica española es de 39,9%, casi un 10% menos que el año anterior, y los embalses almacenan 21.730 hectómetros cúbicos.

Recomendamos la lectura del artículo de Paula Sanchez, redactora de iAgua, que establece que «La realidad es irrefutable: nos estamos quedando sin agua».

En Galicia La Xunta declaró la prealerta por sequía el pasado mes de julio en toda la demarcación hidrográfica de Galicia-Costa, y la administración local de Pontevedra, donde se mantiene una situación de sequía prolongada, ya prohíbe el uso de agua apta para consumo humano para el llenado de piscinas.

Las empresas e industrias también deben reducir su consumo y algunas localidades, como Sanxenxo, han prohibido el riego de campos de fútbol y cerrado sus piscinas. Las localidades costeras han limitado el uso de agua en las duchas de las playas.

Y del mismo modo en otros muchos lugares del territorio nacional y en el resto del mundo.

Pero todavía hay soluciones a las que debemos contribuir todos si no queremos ver nuestra seguridad hídrica comprometida en los próximos años. Hablaremos de ello más adelante.

OCDE. El poder transformador de las ciudades

Empoderando ciudades para el futuro

Alrededor del 55 % de la población mundial vive en áreas urbanas en la actualidad, una cifra que se espera que aumente al 68 % para 2050, impulsada principalmente por la urbanización en Asia y África.

A nivel mundial, las ciudades brindan más empleos, infraestructura y oportunidades educativas, al tiempo que facilitan la provisión de servicios públicos y privados.

Pero a medida que el mundo continúa urbanizándose, muchos países enfrentarán desafíos para satisfacer las necesidades de sus crecientes poblaciones urbanas, especialmente las de los pobres urbanos y otros grupos vulnerables.

A medida que las ciudades crecen, los gobiernos locales impulsarán el desarrollo económico

La población mundial que vive en ciudades se ha duplicado en los últimos 40 años y se estima que 1500 millones de personas adicionales vivirán en ciudades para 2050. A medida que las ciudades crezcan en tamaño, también lo hará la demanda de servicios públicos, terrenos e infraestructura.

Al mismo tiempo, las ciudades se enfrentan a desafíos para volverse climáticamente neutrales y reducir su huella ambiental. Esto requerirá inversión en transporte público, suministros de agua sostenibles, energía renovable y espacios verdes abiertos, entre otros.

Nada de esto será posible sin nuevas fuentes de financiación para los gobiernos locales. Los formuladores de políticas deben pensar creativamente sobre cómo movilizar estos recursos.

Descubra los Principios de la OCDE sobre Política Urbana
Obtenga más información sobre las políticas de valor de la tierra

Las ciudades pueden ayudarnos a llegar a cero neto

Edificios de viviendas en la Unión Europea por año de construcción

% del total, 2014

Gráfico de anillos que muestra el desglose de los edificios residenciales en Europa según la década construida
Lea el informe sobre la descarbonización de edificios
Explore el centro subnacional de financiamiento climático
Las ciudades representan más del 70 % de las emisiones mundiales de CO2 relacionadas con la energía, pero junto con las regiones, también son responsables del 69 % de las inversiones públicas relacionadas con el clima.

Esto significa que las ciudades serán el telón de fondo de gran parte del trabajo pesado en la política climática durante las próximas décadas, en áreas clave como el uso de la tierra, la vivienda, los desechos, el agua, el uso de la energía y el transporte.

La mayoría de las emisiones de CO2 relacionadas con la energía en las ciudades provienen de los edificios, lo que destaca la necesidad urgente de mejorar la eficiencia energética de los hogares y repensar la forma en que construimos.

Si bien muchos países han comenzado a aplicar normas estrictas para las nuevas construcciones, las partes del mundo donde el parque de viviendas es más antiguo enfrentan el desafío de modernizar edificios que son considerablemente menos eficientes energéticamente. En Europa, se estima que esto cuesta más de 100 000 millones EUR al año.

La economía española ante el reto climático

Entre las conclusiones de este documento, que constituye el capítulo cuarto del Informe Anual del Banco de España, se destaca que aún existe una considerable incertidumbre en cuanto a la magnitud de los impactos que podrían derivarse de los distintos riesgos físicos y de transición asociados a la lucha contra el calentamiento global.

Además, tanto en nuestro país como a nivel internacional, la imposición medioambiental, la inversión pública y la regulación de la actividad económica deberían ser las palancas fundamentales con las que impulsar la transición ecológica.

Más información

Fuente: CEOE

El Gobierno aprueba la Estrategia Nacional de Lucha contra la Desertificación para activar políticas que combatan esta amenaza en España

Consejo de Ministros

21/06/2022

La ENLD pretende contribuir a la conservación y mejora del capital natural asociado a las zonas áridas, semiáridas y subhúmedas secas, y avanzar en mitigación y restauración de las zonas degradadas

El 74% del territorio español es susceptible de ser desertificado, según el diagnóstico que incorpora la Estrategia. Las principales causas de la desertificación en España son el cambio climático y la explotación insostenible de los recursos naturales

Propone acciones y medidas hasta 2030, como la elaboración de un plan de restauración de terrenos afectados por la desertificación, el desarrollo de una red de proyectos piloto y una ley de conservación y uso sostenible de los suelos

La Estrategia se ha elaborado de forma participativa, junto a otros ministerios, a las comunidades autónomas, instituciones científicas y organizaciones no gubernamentales

El Gobierno, a petición del Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico (MITECO), ha aprobado la Estrategia Nacional de Lucha contra la Desertificación (ENLD), actualizando de esta forma el Programa de Acción Nacional contra la Desertificación publicado en 2008.

Esta nueva Estrategia asegura el cumplimiento de los compromisos de España como parte de la Convención de Naciones Unidas de Lucha contra la Desertificación (CNULD), a la vez que establece un marco para las políticas e iniciativas de lucha contra esta amenaza en España, asegurando la coordinación entre ellas y su efectividad.

El objetivo general es contribuir a la conservación y mejora del capital natural asociado a las tierras de las zonas áridas, semiáridas y subhúmedas secas de España y avanzar hacia la neutralidad en la degradación de las tierras mediante la prevención y mitigación de la desertificación y la restauración de las zonas degradadas.

EL 74% DEL TERRITORIO ESPAÑOL, EN RIESGO DE DESERTIFICACIÓN

La desertificación y la degradación de las tierras afectan especialmente a África, pero también a Europa, particularmente a la región mediterránea. El 74% del territorio español se encuentra en tierras áridas, semiáridas o subhúmedas secas y, por tanto, susceptibles de ser afectadas por los procesos de desertificación.

La ENLD, en su diagnóstico, identifica numerosos impulsores de la desertificación en España, incluyendo causas económicas, como la intensificación de la agricultura y la ganadería, y la sobreexplotación de los recursos hídricos; sociales, como la despoblación de las zonas rurales y el abandono de los terrenos forestales; y ambientales, como el cambio climático y los incendios forestales.

Asimismo, los impactos de la desertificación también comportan costes económicos, sociales y ambientales: desde la pérdida de productividad de los suelos o la disminución de los beneficios agrarios hasta el agravamiento de la despoblación, la disminución de patrimonio cultural, la pérdida de biodiversidad o la exacerbación del cambio climático.

La ENLD identifica cinco escenarios principales afectados por la desertificación en España: cultivos afectados por la erosión, zonas de regadío afectadas por la desertificación, paisajes asociados a la intensificación insostenible de la ganadería, terrenos agrícolas abandonados y bosques con insuficiencia de gestión.

PROPUESTA DE ACCIONES HASTA 2030

Respondiendo a las debilidades y amenazas identificados en el análisis DAFO realizado como parte del diagnóstico, la ENLD incluye la propuesta de numerosas acciones y medidas a llevar a cabo hasta 2030 en torno a tres ejes: Territorio, Capacitación institucional y gobernanza y Actuaciones para la mejora del conocimiento, de la transferencia y de la participación de la sociedad.

Destacan la realización de un plan de restauración de terrenos afectados por la desertificación, el desarrollo de una red de proyectos piloto y demostrativos de lucha contra la desertificación, la puesta en marcha de un inventario nacional de suelos, la aplicación de buenas prácticas de gestión sostenible de la tierra en el sector agrario, forestal  y de los recursos hídricos, la creación de un Consejo y un Comité Nacional de Lucha contra la Desertificación, la elaboración de una ley de conservación y uso sostenible de los suelos, la elaboración de un atlas de desertificación en España, el establecimiento de una plataforma de consulta e intercambio de información, la organización de mesas y talleres participativos y  la promoción y el apoyo a iniciativas internacionales en el ámbito de la CNULD.

La implementación de la Estrategia se desarrollará a través de dos Programas de Acción Nacional cuatrienales. Los programas contendrán las acciones concretas a desarrollar por la Administración General del Estado en el marco de sus competencias durante la vigencia de estos. El primer programa de trabajo se aprobará dentro del primer año tras la aprobación de la ENLD y abarcará el periodo 2023-2026. El segundo programa está previsto que se desarrolle en el periodo 2027-2030.

UN DESAFÍO DE RELEVANCIA MUNDIAL Y NACIONAL

La Estrategia se ha elaborado de forma participativa, contando con la colaboración de otros ministerios, las comunidades autónomas, instituciones científicas y organizaciones no gubernamentales.

Su publicación de tiene lugar en un año en el que la desertificación está teniendo especial relevancia mundial y nacional. La décimoquinta Conferencia de las Partes de la CNULD tuvo lugar en mayo en Abiyán (Costa de Marfil) y contó con la participación del Secretario de Estado de Medio Ambiente de España, Hugo Morán.

Por otro lado, España ha hospedado en 2022 el Día Mundial de Lucha contra la Desertificación y la Sequía y, junto con la secretaría de la CNULD, organizó el pasado 17 de junio un evento conmemorativo en Madrid, que contó con la participación del presidente del Gobierno, Pedro Sánchez; el secretario general de Naciones Unidas, António Guterres; el secretario ejecutivo de la UNCCD, Ibrahim Thiaw; el comisario europeo de Medio Ambiente, Océanos y Pesca, Virginijus Sinkevičius; el presidente de la COP15, Alain-Richard Donwahi; la vicepresidenta Teresa Ribera y la activista ambiental Patricia Kombo.

Documentos

¡Descarga el Anuario Climático de 2022: Empresas por el cero neto y la acción transformadora!

El Pacto Mundial de Naciones Unidas España y Ecodes presentan el Anuario Climático 2022 bajo el subtítulo «Empresas por el cero neto y la acción transformadora». La tercera edición de esta publicación analiza la ambición y compromiso del sector privado en iniciativas de acción climática.

A través de este informe podrás conocer la implicación del sector privado español en los principales marcos de acción climática y su transformación hacia modelos de negocio que se alineen con la limitación del calentamiento global a 1,5°C, límite deseado que marcó el Acuerdo de París.

En España hay más de 3 millones de empresas y para implicarlas de forma global en el camino hacia la descarbonización, es fundamental el papel de las compañías pioneras. Muchas de estas empresas son, precisamente, las que figuran en el Anuario Climático 2022. Descubre los avances y compromisos del sector privado español y el camino que queda por recorrer.

DESCARGA EL ANUARIO

DESCARGA EL ANUARIO

SEXTO INFORME DE EVALUACION DEL IPCC

Informe de síntesis AR6 (SYR)

El IPCC se encuentra actualmente en su Sexto Ciclo de Evaluación, durante el cual el IPCC producirá los informes de evaluación de sus tres Grupos de Trabajo, tres Informes Especiales, un refinamiento del informe de metodología y el Informe de Síntesis. El Informe de Síntesis será el último de los productos AR6, que se lanzará en 2022.

De acuerdo con los procedimientos del IPCC, el Informe de Síntesis (SYR) debe «sintetizar e integrar los materiales contenidos en los Informes de Evaluación e Informes Especiales» y «debe estar escrito en un estilo no técnico adecuado para los responsables de la formulación de políticas y abordar una amplia gama de cuestiones relevantes para las políticas pero neutrales para las políticas aprobadas por el Panel». Se compone de dos partes, un Resumen para Los Responsables de la Formulación de Políticas (SPM) de 5 a 10 páginas y un Informe Más Largo de 30 a 50 páginas.

El AR6 SYR se basa en el contenido de los tres Informes de Evaluación de los Grupos de Trabajo: WGI – The Physical Science BasisWGII – Impactos, Adaptación y VulnerabilidadWGIII – Mitigación del Cambio Climático, y los tres Informes Especiales: Calentamiento Global de 1.5°CCambio Climático y TierraEl Océano y la Criosfera en un Clima Cambiante.

AR6 SYR se finalizará en septiembre de 2022. Leer más

La primera reunión del Equipo De Redacción Básica (CWT) se celebró del 25 al 29 de enero de 2021.

Fondo

En su 41.ª reunión, celebrada en Nairobi (Kenya) del 24 al 27 de febrero de 2015, el Grupo Especial convino en que seguiría preparando informes de evaluación exhaustivos cada cinco a siete años y en que el alcance del Informe de síntesis (SYR), así como la atención a las cuestiones intersectoriales, deberían comenzar en una etapa temprana (IPCC-XLI/4).

De conformidad con la decisión IPCC/XLI-4, del 1 al 5 de mayo de 2017 se celebró una reunión preliminar sobre el alcance del Informe de Evaluación (AR6) del Informe de Síntesis (SYR) del Sexto Informe de Evaluación (AR6). En su 46.ª reunión, celebrada del 6 al 10 de septiembre de 2017 en Montreal (Canadá), el Grupo Especial tomó nota del documento IPCC-XLVI/Doc.6, que se elaboró durante la reunión de alcance.

Del 21 al 23 de octubre de 2019 se celebró en Singapur una reunión dedicada al alcance del informe de síntesis ar6, cuyo resultado se incluye en el documento de alcance del SYR AR6 IPCC-LII/Doc.10 presentado a la 52ª sesión del Panel. Se explica con más detalle en el documento de información IPCC-LII/INF.12.

En su 52.ª reunión, celebrada en París (Francia) del 24 al 28 de febrero de 2020, el Grupo Especial acordó el esbozo del SIR AR6 que figura en el Anexo 1 de la Decisión IPCC-LII-10.

Equipo de redacción principal

El Core Writing Team (CWT) es el grupo de autores que preparan el Informe de Síntesis. La lista de 30 miembros del equipo de redacción principal y 9 editores de revisión se puede encontrar aquí.

La Mesa del IPCC, en su 58ª reunión en mayo de 2020, seleccionó a los miembros del Equipo De Redacción Básico de los equipos de autores de los tres Grupos de Trabajo del IPCC y los tres Informes Especiales, lo que refleja el equilibrio en la distribución geográfica, el género y la representación de una variedad de conocimientos especializados.

El CWT también incluye al Presidente, los Vicepresidentes del IPCC, los Copresidentes del Grupo de Trabajo, los jefes del Grupo de Trabajo y las Unidades de Apoyo Técnico del Informe de Síntesis, y el Secretario del IPCC.

«El mayor desafío y oportunidad simultánea para el Sexto Informe de Síntesis del Informe de Evaluación es el aumento masivo de la conciencia pública sobre el cambio climático desde el Quinto Informe de Evaluación, y la preparación de los gobiernos y otros actores para abordar el desafío», dijo el Presidente del IPCC, Hoesung Lee, quien dirige la preparación del Informe de Síntesis.

«Mi principal solicitud para usted como miembro del Equipo de Redacción Central será esforzarse por ir más allá de enumerar los hallazgos clave de los Informes Especiales y las contribuciones del Grupo de Trabajo a AR6, para desarrollar un documento de Informe de Síntesis que sea una integración real de los materiales del ciclo AR6», dijo en una carta de bienvenida a los miembros del Equipo de Escritura Central.

El Equipo De Redacción Central preparará el Informe de Síntesis del Sexto Informe de Evaluación (AR6), el documento que integrará todos los informes del IPCC en el ciclo de evaluación actual.

Reuniones del equipo de redacción principal

Esquema del informe de síntesis

El esquema del SYR acordado en el 52nd La sesión del panel del IPCC consta de una introducción y tres secciones principales organizadas por plazos.

La primera sección, «Estado actual y tendencias», cubre el período histórico y presente. La segunda sección, ‘Futuros climáticos y de desarrollo a largo plazo’, aborda los futuros proyectados hasta 2100 y más allá. La sección final es ‘Respuestas a corto plazo en un clima cambiante’, considera los plazos actuales de las políticas internacionales y el intervalo de tiempo entre ahora y 2030-2040.

Esta estructura, sustancialmente diferente a la adoptada para AR5 SYR, permite un marco holístico que se integra en todos los Grupos de Trabajo, lo que permite que el SYR cubra mejor diferentes aspectos del cambio climático.

Enlaces rápidos

Documento de visión de la cátedra AR6

Calendario del IPCC

Esquemas aprobados

Autores y editores de la revista


Informes especiales del IPCC más recientes

  • Además de los informes de evaluación, el IPCC publica informes especiales sobre temas concretos, por ejemplo, fenómenos extremos y desastres, energía renovable, impactos del calentamiento global de 1,5 °C y trayectorias correspondientes de las emisiones de gases de efecto invernadero, los océanos y la criosfera, y usos de la tierra. Todos esos informes pueden consultarse en el apartado Informes.
  • En el transcurso del sexto ciclo de evaluación, el IPCC ha ultimado tres informes especiales entre octubre de 2018 y septiembre de 2019.
  • Calentamiento global de 1,5 °C
  • Informe especial del IPCC sobre los impactos del calentamiento global de 1,5 °C con respecto a los niveles preindustriales y las trayectorias correspondientes que deberían seguir las emisiones mundiales de gases de efecto invernadero, en el contexto del reforzamiento de la respuesta mundial a la amenaza del cambio climático, el desarrollo sostenible y los esfuerzos por erradicar la pobreza (IE15).
  • Este informe se examinó en la 48ª reunión del IPCC celebrada en octubre de 2018 (Incheon, República de Corea).
Resumen para responsables de políticas

Resumen para responsables de políticas, Resumen técnico y Preguntas frecuentes

Afirmaciones principales del Resumen para responsables de políticas

Informe completo (solo en inglés)

Video completo (solo en inglés)

  • El cambio climático y la tierra
  • Informe especial del IPCC sobre el cambio climático, la desertificación, la degradación de las tierras, la gestión sostenible de las tierras, la seguridad alimentaria y los flujos de gases de efecto invernadero en los ecosistemas terrestres
  • Este informe se examinó en la 50ª reunión del IPCC celebrada en agosto de 2019 (Ginebra, Suiza).
Resumen para responsables de políticas
Resumen técnico (en inglés)
Informe completo (solo en inglés)

Avance del video

Video completo (solo en inglés)

Resumen para responsables de políticas
Fe de erratas,  Figura RRP.3 (d)
Resumen técnico (en inglés)
Informe completo (solo en inglés)
Avance del video
Video completo (solo en inglés)
  • Puede consultarse más información sobre los demás informes especiales del IPCC aquí.

20 DE MAYO. DIA MUNDIAL DE LAS ABEJAS

Tres de cada cuatro cultivos de frutas o semillas que se producen para consumo humano dependen, al menos en parte, de las abejas y otros polinizadores.

Foto:FAO/Greg Beals

Dependemos de la supervivencia de las abejas

Las abejas y otros polinizadores, como las mariposas, los murciélagos y los colibríes, están, cada vez más, amenazados por los efectos de la actividad humana.

La polinización es un proceso fundamental para la supervivencia de los ecosistemas, esencial para la producción y reproducción de muchos cultivos y plantas silvestres. Casi el 90 por ciento de las plantas con flores dependen de la polinización para reproducirse; asimismo, el 75 por ciento de los cultivos alimentarios del mundo dependen en cierta medida de la polinización y el 35 de las tierras agrícolas mundiales. Los polinizadores no solo contribuyen directamente a la seguridad alimentaria, sino que además son indispensables para conservar la biodiversidad.

Para crear conciencia sobre la importancia de los polinizadores, las amenazas a las que se enfrentan y su contribución al desarrollo sostenible, las Naciones Unidas declararon el 20 de mayo como Día Mundial de las Abejas.

El objetivo principal es proteger a las abejas y a otros polinizadores para que puedan contribuir de forma significativa a resolver los problemas relacionados con el suministro de alimentos en el mundo y acabar con el hambre en los países en desarrollo.

Todos dependemos de los polinizadores y por ese motivo, es crucial controlar su declive y detener la pérdida de biodiversidad.

Necesitamos actuar ya

Las abejas corren el peligro de extinguirse. Las tasas actuales de extinción de especies son de cien a mil veces más altas de lo normal debido a las repercusiones humanas. Casi el 35 por ciento de los polinizadores invertebrados –en particular las abejas y las mariposas–, y alrededor del diecisiete por ciento de los polinizadores vertebrados –como los murciélagos– están en peligro de extinción a nivel mundial. Sin embargo, la población de polinizadores –en especial abejas y mariposas– ha disminuido de manera preocupante, debido principalmente a prácticas agrícolas intensivas, cambios en el uso de la tierra, plaguicidas (incluidos los insecticidas neonicotinoides), especies exóticas invasoras, enfermedades, plagas y el cambio climático.Los agricultores y los responsables de las políticas tienen un papel importante que desempeñar en la protección de nuestros polinizadores. Pero también hay cosas que nosotros podemos hacer.

Si esta tendencia continúa, algunos cultivos nutritivos —como frutas, frutos secos y muchas hortalizas— serán sustituidos cada vez más por los cultivos básicos como el arroz, el maíz y la patata, lo que podría desembocar finalmente en una dieta desequilibrada.

Los insectos invasores, los pesticidas, los cambios en el uso de las tierras y los monocultivos pueden reducir los nutrientes disponibles y suponer una amenaza para las colonias de abejas.

Consciente de las dimensiones de la crisis de la polinización y su relación con la biodiversidad y la subsistencia del ser humano, el Convenio sobre la Diversidad Biológica ha hecho de la conservación y el uso sostenible de los polinizadores una prioridad. En el año 2000, se estableció la Iniciativa Internacional sobre Polinizadores, IPI, (COP decisión V/5, sección II), en la Quinta Conferencia de las Partes (COP V), como una iniciativa transversal para promover la acción coordinada global. El objetivo es observar y controlar el descenso del número de polinizadores; abordar el problema de la falta de información taxonómica sobre los polinizadores; evaluar el impacto económico del descenso de los servicios de polinización, y promover la conservación, recuperación y el uso sostenible de la diversidad de polinizadores en la agricultura y ecosistemas afines.

Además de coordinar la Iniciativa internacional sobre polinizadores, la FAO ofrece asistencia técnica a los países en cuestiones que van desde la cría de abejas reinas hasta la inseminación artificial, pasando por soluciones sostenibles para la producción de miel y su comercialización para la exportación.

Descubre otras iniciativas para proteger a los polinizadores.

¿Qué podemos hacer?

Tú, en tu día a día: 

  • Cultiva una amplia variedad de plantas autóctonas que florezcan en diferentes épocas del año.
  • Compra miel sin refinar a los agricultores de tu zona.
  • Compra productos a agricutores que lleven a cabo prácticas agrícolas sostenibles.
  • Protege las colonias de abejas silvestres.
  • Apadrina una colmena.
  • Deja un cuenco poco profundo con agua limpia y piedras o palos para que las abejas beban y no se ahoguen.
  • Ayúdalos a mantener los ecosistemas forestales.
  • ¡Crea conciencia sobre su situación, comparte esta información en tus círculos y redes sociales. El declive en el número de abejas nos afecta a todos!

Los apilcutores y agricultores pueden:

  • Reservar algunas zonas como hábitat natural.
  • Crear barreras vegetales.
  • Reducir o modificar el uso de pesticidas.
  • Respetar los lugares de anidación.
  • Sembrar atractivos de cultivo alrededor del campo.

Los gobiernos y los responsables de elaborar estrategias deben:

  • Fomentar la participación, el intercambio de conocimientos y empoderamiento de los pueblos rurales e indígenas, así como de las comunidades locales.
  • Aplicar medidas estratégicas, incluidos incentivos económicos para promover el cambio.
  • Incrementar la colaboración entre organizaciones nacionales e internacionales, instituciones académicas y redes de investigación para gestionar, investigar y evaluar a los polinizadores y los servicios de polinización.

Más consejos para proteger a las abejas y los polinizadores

¿Un mundo sin abejas?

Recursos

Documentos

Enlaces relacionados

FAO

Otros enlaces

Objetivos de Desarrollo Sostenible

Vídeo: Los polinizadores, los productores de tu café

¿Por qué el 20 de mayo?

El 20 de mayo coincide con el aniversario del nacimiento de Anton Janša que, en el siglo XVIII, fue pionero de la apicultura moderna en su Eslovenia natal. Janša elogiaba lo buenas trabajadoras que son las abejas y la poca supervisión que necesitan de su trabajo.

Los esfuerzos limitados de ahorro de energía de los países necesitan escalar rápidamente para hacer frente a la crisis climática

Los esfuerzos limitados de ahorro de energía de los países necesitan escalar rápidamente para hacer frente a la crisis climática

Francia ocupa el puesto n.° 1, Holanda sube al n.° 3 y EE. UU. permanece en el n.° 10

Washington, DC—A pesar de la intensificación de la crisis climática y la incertidumbre global en los mercados energéticos, los países que más energía usan en el mundo están logrando solo un progreso limitado en la reducción del desperdicio de energía y las emisiones que causan el calentamiento del planeta, según elÍndice Internacional de Eficiencia Energética 2022 , publicado hoy por la organización sin fines de lucro American Council for an Energy-Efficient Economy (ACEEE). Para cumplir con sus objetivos climáticos, dice el informe, los países deberán escalar rápidamente sus esfuerzos de eficiencia.

Ningún país se acercó a una puntuación perfecta y el promedio, 48,5 de 100, descendió ligeramente desde la última tarjeta de puntuación de 2018. Sin embargo, algunos países están dando pasos audaces, como aumentar las ventas de vehículos eléctricos (EV) y adoptar estándares de rendimiento de edificios, que requieren edificios ineficientes para hacer actualizaciones de ahorro de energía. Francia es un buen ejemplo, ocupando el primer puesto por primera vez con 74,5 puntos. Le siguen de cerca el Reino Unido (72,5 puntos), Alemania y los Países Bajos (cada uno con 71,5) e Italia (68,5).

Esta quinta edición delInternational Scorecard se produce cuando la invasión rusa de Ucrania ha perturbado los mercados energéticos y ha aumentado los precios y solo unos meses después de que muchos países se comprometieran a reducir más las emisiones en una conferencia de la ONU (COP 26) el año pasado. Clasifica a 25 de los usuarios de energía más grandes del mundo en 36 métricas de eficiencia y destaca las mejores prácticas que todos los países pueden usar para impulsar el ahorro de energía.

“Los países necesitan eficiencia energética ahora más que nunca, especialmente cuandolos impactos climáticos empeoran y los precios de la gasolina se disparan”, dijo Steve Nadel, coautor del informe y director ejecutivo de ACEEE. “La eficiencia puede reducir a la mitad el uso de energía y las emisiones al tiempo que reduce la dependencia del petróleo extranjero y el dolor en la bomba”, dijo, y agregó que a menudo es la forma menos costosa de satisfacer la creciente demanda mundial de energía.

El cuadro de mando evalúa países que representan el 82% de la energía consumida en el planeta. Los califica en medidas de políticas, como estándares de economía de combustible para vehículos y códigos de energía para edificios, así como métricas de rendimiento, como millas por galón (mpg) promedio para automóviles y uso de energía por unidad de superficie en los hogares. Otorga hasta 25 puntos en cada una de las cuatro categorías: edificios, industria, transporte y esfuerzos nacionales. Encuentra líderes claros:

  • Francia obtiene el primer lugar en la general, desplazando a Alemania del primer puesto que ocupaba en la tarjeta de puntuación anterior hace cuatro años. También obtiene el primer lugar en el sector del transporte. Tiene un sistema de bonificación-malus que financia pagos de bonificación para vehículos eléctricos mediante el cobro de tarifas a los vehículos de emisiones intensivas. Francia tiene como objetivo, para 2040, poner fin a la venta de automóviles nuevos y vehículos comerciales ligeros que utilizan combustibles fósiles. Gasta un poco más en desarrollar y mantener el ferrocarril que en las carreteras. Ha promulgado estándares de rendimiento de construcción para viviendas existentes y tiene un ambicioso programa de modernización de edificios. Al igual que muchos países europeos, tiene códigos de construcción obligatorios integrales y requiere que los edificios divulguen su uso de energía.
  • Holanda , el país que más ha mejorado, sube cuatro puestos para empatar en el tercer lugar general. También ocupa el primer lugar tanto en edificios como en esfuerzos nacionales. A partir de 2018, ya no permitió la construcción de nuevas viviendas. conectados a la red de gas y, a partir de 2026, los hogares existentes deberán cambiar a bombas de calor totalmente eléctricas o híbridas, ya que ya no se permitirán los sistemas de reemplazo solo de gas fósil. En enero de 2021, los Países Bajos comenzaron a exigir que las nuevas construcciones cumplan con los criterios de «casi neutralidad energética» que son similares a los requisitos de energía cero en los que los edificios producen al menos tanta energía como la que usan. En 2018, adoptó requisitos de rendimiento de construcción para edificios de oficinas que entrarán en vigencia en 2023. Los Países Bajos también lideran el grupo de 25 países en la participación de vehículos eléctricos en las ventas de vehículos nuevos: 25 % en 2020 en comparación con solo 2 % en los Estados Unidos.
  • Alemania comparte tanto el tercer lugar en la general como el primer lugar en esfuerzos nacionales con los Países Bajos. Para coordinar con el objetivo actual de eficiencia energética de la Unión Europea de reducir el consumo de energía en un tercio para 2030, Alemania tiene una amplia estrategia de eficiencia energética como parte de su «Energiewende» (o transición energética). Ofrece una sólida financiación gubernamental, como incentivos fiscales y programas de préstamos para remodelaciones de edificios, sistemas de calefacción y refrigeración descarbonizados, tecnologías industriales eficientes y compras de vehículos eléctricos, que representaron el 13,5 % de las ventas de automóviles nuevos en 2020.
  • Japón ocupa el séptimo lugar en general y el primero en la categoría de la industria. Cuenta con medidas regulatorias, acciones voluntarias e incentivos financieros para fomentar una mayor eficiencia energética así como la baja intensidad energética de su industria. Desde 1979, una ley requiere que las empresas nombren un administrador de energía, informen su consumo anual de energía y alcancen objetivos específicos de eficiencia energética.
  • El Reino Unido ocupa el segundo lugar en general, así como el segundo tanto en transporte como en industria. Planea desarrollar un clúster (o centro) industrial de carbono neto cero para 2040. Con el respaldo de la inversión pública, el Reino Unido planea que sus clústeres industriales impulsen inversiones a gran escala en eficiencia energética y productos y tecnologías con bajas emisiones de carbono. En transporte, ha establecido altos estándares de economía de combustible para automóviles de 64,4 mpg para 2025; su economía de combustible promedio para automóviles ya es de aproximadamente 40 mpg.

“Los países con las puntuaciones más altas, aunque lejos de ser perfectos, ofrecen ideas sobre lo que otros países pueden hacer para aumentar su seguridad energética, reducir las emisiones y ahorrar dinero”, dijo Sagarika Subramanian, autora principal del informe y analista de investigación sénior de ACEEE. “En particular, están escalando rápidamente las compras de vehículos eléctricos al ofrecer incentivos y, en una oportunidad clave para Estados Unidos, Francia y los Países Bajos están reduciendo el desperdicio de energía al adoptar estándares de rendimiento de edificios”.

Estados Unidos se mantuvo en el décimo lugar, pero su puntaje general cayó levemente a 54 puntos. Perdió puntos debido al retroceso de la administración Trump de los estándares de economía de combustible para vehículos livianos, junto con la baja cantidad de pasajeros en el transporte público y la inversión relativamente pequeña en trenes. Sin embargo, sigue sobresaliendo en el sector de la construcción. Muchos estados de EE. UU. tienen algunos de los códigos de construcción más estrictos del mundo, incluidos requisitos significativos para las envolventes de los edificios, la calefacción, la refrigeración y la iluminación. Aunque algunos necesitan actualizarse, también es líder en estándares de ahorro de energía para electrodomésticos y equipos, con 52 estándares registrados.

Justo por delante de Estados Unidos, en el noveno lugar, se encuentra China , con mucho el mayor usuario de energía del mundo. Tiene políticas integrales para reducir el uso de energía en los edificios, incluidos los estándares de electrodomésticos, el etiquetado ecológico obligatorio para algunos tipos de edificios y los códigos de energía para edificios. En transporte, tiene una meta de 57.9 mpg para automóviles para 2025, una iniciativa nacional de carga inteligente, y la mayor proporción de viajes realizados en transporte público.

Canadá perdió terreno considerablemente, cayendo del décimo lugar que compartió con Estados Unidos en 2018 al puesto 13 debido a los bajos puntajes en transporte e industria. Italia perdió más terreno, cayendo desde el primer puesto anterior que compartía con Alemania al quinto lugar . En comparación con los puntajes más altos, tenía una intensidad energética relativamente alta en los edificios y políticas de divulgación y calificación de edificios menos integrales. Aún así, entre los países del cuadro de mando, Italia tiene la eficiencia operativa más alta de las plantas de energía térmica y la economía de combustible promedio más alta (45.2 mpg en 2017) para automóviles.

El cuadro de mando clasifica a los países según las ventas de vehículos eléctricos de 2020 y los datos más recientes disponibles, algunos de los cuales provienen de 2018 o antes. Como resultado, los datos generalmente no tienen en cuenta los efectos de la pandemia de COVID-19. La edición de 2022 reemplazó a Ucrania con Egipto debido a una caída significativa en el uso de energía de Ucrania desde el último cuadro de mando. Esta caída se debió a su pérdida de autoridad sobre Crimea, el conflicto en las regiones altamente industriales que limitan con Rusia y las mejoras en la eficiencia energética provocadas por el corte del suministro de gas de Rusia.

Por su parte, Rusia se ubicó cerca de la parte inferior de los países puntuados, ubicándose en el puesto 22 con 28 puntos. Los únicos países con puntajes más bajos fueron Sudáfrica y los Emiratos Árabes Unidos, con 23,5 puntos y 21,5 puntos, respectivamente. Aunque Arabia Saudita completó los tres últimos con 25 puntos, aún mostró una mejora, ganando más puntos (8.5) que cualquier otro país, en parte debido a su actualización de 2018 del Código de Construcción de Arabia Saudita. La disponibilidad de datos fue un problema para estos países de menor clasificación, que no pudieron recibir puntos donde los datos no estaban disponibles.

Para leer el comunicado de prensa en línea, visite:https://www2.aceee.org/e/310911/eed-rapid-scaling-meet-climate/2rvsqqh/1020808802?h=XYqV6jY85QjO48cDlsWZCQT2kYcwuY1pgDtpSlj3hwE .

Simposio Internacional (gratuito) de esta semana sobre Eficiencia Energética

Simposio Internacional de Eficiencia Energética 2022 VIRTUAL

Evento Gratis

Fecha y hora: miércoles 6 de abril, de 10:00 a. m. a 1:00 p. m. ET

A medida que el cambio climático se intensifica y los precios de la gasolina se disparan, ¿qué países están liderando el mundo en los esfuerzos de ahorro de energía? Dichos esfuerzos pueden reducir a la mitad el uso de energía de EE. UU. y las emisiones que contribuyen al calentamiento del planeta. También pueden aumentar la seguridad energética , perturbada por la invasión rusa de Ucrania , y reducir el dolor en la bomba.

Únase a nosotros para un simposio virtual de medio día para destacar a los líderes mundiales en eficiencia energética, con un enfoque particular en las oportunidades de mejora en los Estados Unidos. Publicaremos y discutiremos nuestro Cuadro de mando internacional de 2022, que examina las políticas de eficiencia energética y el desempeño de los 25 principales países consumidores de energía del mundo.

Kathleen Hogan, alta funcionaria del Departamento de Energía de EE. UU., y nuestros otros oradores analizarán más de cerca las medidas actuales y las oportunidades futuras en los Estados Unidos y en el extranjero.